martes, 28 de marzo de 2006

mute (zappita)



ahora toca salir a la calle,
ahora toca salir a un mundo ya sin él.
las calles, sin embargo, están todas
llenas de él, la ciudad llena del sebas.
su ciudad, llena de él.

el mundo se ve otro ahora,
se ve negro.
delante y detrás de mis anteojos.

¡pinche cielo! ¡¿con que descaro te
atreves a pintarte hoy de azul?!
pues yo te pinto de negro...

marzo maldito.
28 maldito.

sábado, 18 de marzo de 2006

no me esperen en abril

- tere, ¿seremos únicos?
- yo te prometo, manongo, que seremos como nadie es así.
- me gusta lo que dices, tere.
- es que son como palabras nuevas. como palabras dichas
por la primera vez. como la palabra dicha dicha por primera
vez, ¿me entiendes, manongo?
- te entiendo y te siento, tere.
- ves que lindo es usar palabras nuevas aunque sean viejas.
es como si todo se abriera camino a nuestro paso y uno lo
pudiera bautizar todito de nuevo porque en nada se parece
ahora a la vez pasada. yo he caminado por estas calles desde
que era niña, manongo, y todo era distinto, te lo juro. quiero
decir que todo era igualito siempre. y que basta con que uno
pase por aquí contigo, por primera vez, para que todo sea
nuevo y todo se llame de nuevo.
- te entiendo tan bien, tere, porque te siento mucho. será por
eso que todo es para dar miedo: todo, por más conocido que
sea, es nuevo.
- además y todavía.
- eso, eso, tere: además y todavía, como dices tú.
- ¿y tú crees, manongo, que siempre tendremos palabras
que inaugurar aunque sean viejas?
- siempre, tere. ya verás. siempre.
- porque eso debe ser quererse para siempre, ¿no, manongo?
- además y todavía, tere.


*fragmento del libro "no me esperen en abril" de alfredo bryce-echenique
(gracias vero!)

miércoles, 15 de marzo de 2006

delirios frente a un espejo

y te corté en pedacitos
mientras te miraba.
poco a poco caían tus labios,
y un ojo, en pedacitos.
la nariz, el brazo, el otro ojo,
más pedazos.

hablabas y hablabas
tu voz reventándome
la oreja, los dientes, una ceja,
más pedazos.

así te corté yo, en pedacitos
mientras me mirabas.

domingo, 5 de marzo de 2006

deslumbramiento


¿por qué llueve? pregunta la niña.
porque llueve.
¿y si llueve?
moja
¿y si moja?
llora
¿y si llora?
quiere

¿por qué llora la niña?
porque llueve.
¿y si quiere?
llora la niña mojada de lluvia llorona.