domingo, 3 de septiembre de 2006

de rencuentros y quereres

tenía la sonrisa estampada de margaritas
iguales a las del vestido que con el viento
atrevido se ondoneaba dejando ver
las pantorrillas también estampadas
de margaritas como los ojos que veían
y no creían lo que veían cuando bajo la luna
los ojos de ellos brillaban y juntos se reían
mis más antíguos cariños bajo lunas de vino
y largos recuerdos de noches lejanas y profanas
cuando nosotros igual que hoy
nosotros nos queríamos tanto

7 comentarios:

Gatto dijo...

Esos reencuentros son fabulosos... Siempre logran despertar de nuevo ese algo.

Besos muy felinos, jeje!

Mar dijo...

clap clap clap!

vero dijo...

buenísimo flaca... me dejaste colgada en tus letras

flacazul dijo...

besos felinos para ustedes tres, jeje... gracias che!

gabo dijo...

estas enamorada o pura nostalgia ?

flacazul dijo...

saudade saudade.

ferdinand dijo...

reencuentros... uyyy hay tanto que decir de ellos. tienen una mezcla de sabores, colores, olores....
saludos flaquita.